domingo, 10 de mayo de 2009

BALONCESTO: Cosehisa cierra la temporada ganando en Viladecans

Liga EBA: Viladecans, 87 - Cosehisa Monzón, 100
CB Viladecans:
Díaz (8), Balague (5), García (9), Boronat (6) y Roma (6) También jugaron Mora (11), Joan (27), Polo (8) y Peña (7).
Cosehisa Monzón: Gamero (15), López (21), Peruga (2), Muñoz (31) y Tezanos (7). También jugaron Grimau (12), Sutina (12) y Solans.
Árbitros: Fernando Rupérez y Immaculada Martos. Eliminados el local Boronat y el visitane López.
Parciales: 21-28, 22-26, 19-21 y 25-25.
Incidencias: Partido disputado en el Municipal del Centre ante unos 100 espectadores.
El Cosehisa Monzó finalizó la temporada con una victoria en Viladecans. Los montisonenses terminaron en la octava posición de la clasificación con un balance de 16 victorias y 14 derrotas por lo que seguirán una temporada más en la EBA. El partido de ayer ante el conjunto catalán no tuvo historia ya que los visitantes dominaron de principio a fin.
El enfrentamiento se empezó a encarrilar muy pronto ya que una excelente salida del Monzón y una gran intensidad en defensa le permitió adquirir sus primeras ventajas en el luminoso. Los montisonenses controlaron el rebote y sus jugadores interiores hicieron mucho daño a lo largo del primer cuarto. Además, el tiro exterior funcionó a la perfección por lo que la diferencia de ocho puntos a favor de los visitantes se mantuvieron durante todo el periodo.
La tónica se mantuvo en los segundos diez minutos. Las diferencias fueron de 8 a 10 puntos para los visitantes, que vieron como el Viladecans, a base de una mejor defensa y un mayor acierto en el tiro, se colocó a dos puntos, pero un estirón al final del cuarto permitió al Monzó tomar de nuevo una ventaja de once puntos.
Se esperaba la reacción del equipo catalán tras el descanso, pero el Viladecans no supo como rebajar la desventaja en el tercer cuarto. Las individualidades de los del Baix Llobregat mantenían a flote al equipo aunque en ningún momento puso en peligro la victoria de los oscenses.
En los últimos diez minutos, el Monzón consiguió abrir en los primeros instantes una brecha de 10-14 puntos que, a priori, le daba tranquilidad para afrontar la recta final del partido. El enfrentamiento parecía un trámite. Pero el Viladecans sacó fuerzas y con dos triples y una mejora en su juego le permitió reducir diferencias e inquietar a los oscenses. Pero la dinámica positiva en defensa y ataque visitante volvió a ser decisiva en los últimos minutos.